19 de Febrero 2020
Estimaciones, acierto y realidad

Antes del comienzo de cada año, organismos nacionales e internacionales y las distintas casas de análisis nos obsequian con su visión sobre la economía y las bolsas. Aunque el grado de acierto es pobre, es interesante hacer la comparación con años anteriores para ver si predomina el optimismo o el pesimismo, o si hay similitudes con el pasado.

Para 2020 se observa mucho más optimismo entre los analistas que el año pasado. Sobre todo después de que empiece a vislumbrarse algo de rebote macro tras los últimos datos. Aceptan que no hay mucha posibilidad de que las valoraciones se expandan, pero creen que las bolsas subirán, en línea con los beneficios por acción, un 10% tanto en Estados Unidos como en Europa.

Cerramos 2019 con la bolsa americana haciendo nuevos máximos históricos después de subir casi un 30%. Además, 2019 fue para la bolsa mundial el segundo año en que mayor expansión de múltiplo se experimentó desde 1987 (24%, tras el 39% de 2009).

Se observa mucho más optimismo entre los analistas para 2020, con la creencia que las bolsas subirán –en línea con los beneficios por acción– un 10% tanto en Estados Unidos como en Europa

Pero hay ciertos datos que conviene mostrar, y que hacen desaparecer la sensación de vértigo en el S&P 500: el 7% de los días de cotización se tocan máximos históricos, el 40% de los días se mueve a una distancia de no más del 5% respecto a los máximos históricos, y en un 90% de las ocasiones, después de alzas superiores al 20% en un año, al año siguiente vuelve a subir.

Aunque no se muevan exactamente al mismo tiempo beneficios por acción e índices, ahí está la clave, en si se conseguirá un crecimiento de los beneficios por acción como el que estiman los analistas para 2020, sobre todo una vez los múltiplos ya se han expandido hasta un nivel que puede dar respeto.

Si hay crecimiento económico, y hubiese un rebote macro por encima de lo que se espera, entonces los beneficios por acción subirían. Si es así, no habría por qué preocuparse demasiado. No es extraño que se superen las estimaciones. Sin ir más lejos, de los últimos 5 años, en 2016, 2017 y 2019 se superaron las expectativas.

Miguel Ángel Rico
Portfolio Manager Gesalcalá

ETIQUETAS

Análisis